Mediante operativos puntuales, la Fuerza Especial Conjunta mantiene estrategias para prevenir y combatir los delitos en material de hidrocarburos y la incidencia criminal en las diferentes regiones de Hidalgo.

A dos semanas que arrancaron estas acciones coordinadas entre el Ejército Mexicano, Policía Federal, Secretaría de Seguridad Pública y Procuraduría General de Justicia de Hidalgo, entre otras instituciones, han sido asegurados 164 mil 073 litros de combustible.

 

Asimismo, se ha dado cumplimiento a 12 cateos por instancias federales y locales y la clausura de 7 centros nocturnos y 4 deshuesaderos, con la participación de autoridades administrativas, sanitarias y de protección civil.

 

Conjuntamente los agentes de policía y militares, que conforman una fuerza especial de más de 400 elementos en acciones de prevención y combate de actividades delictivas en todas las regiones de la entidad, implementan putos fijos, células itinerantes y grupos de reacción.

 

Desde el 10 de julio, que se implementó el operativo, a la fecha, se ha realizado la detención de 56 personas y el aseguramiento de 176 vehículos por diferentes ilícitos y equipo táctico.

Han sido recuperados 12 costales con cebada y 9 cabezas de ganado producto de intento de robo, 1 remolque, 2 cajas secas, 16,170 pesos en efectivo, además del aseguramiento de 1 arma réplica, 7 armas de fuego largas y cortas, y 1.2 kilos de probable marihuana.

 

La Fuerza Especial Conjunta opera de manera itinerante a fin de prevenir y dar frente a delitos en materia de hidrocarburos, robo en sus diferentes modalidades, tráfico y venta sustancias prohibidas, armas, mercancía ilegal, así como la detención de personas relacionadas con actividades delictivas.